La decadencia de Ubisoft: Watch Dogs

Era el año 2012, en el evento de videojuegos mas importante a nivel mundial, el E3, y todos los ojos se dirigieron a lo nuevo de Ubisoft, una demo se presentaba, que dejo boquiabiertos a el publico asistente y a los que veían desde casa, gráficos de nueva generación, un mundo abierto increíble y lleno de posibilidades, un protagonista interesante, unas mecánicas revolucionarias y por sobre todo lo demás, una promesa, innovación.

La charlatanería se convirtió en algo habitual en el medio, desde tráiler simulando ser gameplays hasta publicidad vendiéndonos algo totalmente diferente a el producto final, y es estos dos casos, Ubisoft es una compañía experta, ya sea con el nombrado Watch Dogs o un supuesto tráiler in-game de Beyond Good and Evil 2, pero ¿esto como nos afecta a nosotros los jugadores?

En el caso de Watch Dogs, un juego que prometía gráficos despampanantes, una jugabilidad revolucionaria y una trama única, se quedó en eso, un juego que prometió mucho, pero cumplió poco, los gráficos son lo de menos por su puesto, es un agregado que solo sirve para que se la saquen y muestren en que consola se ve mejor, a cuantos fps van y todas esas chorradas, lo que de verdad decepciono fue que en casi todos los aspectos que el juego prometía algo nuevo y refrescante, falló miserablemente.

Las mecánicas de hackeo se resumían en: mira esto, mantén este botón apretado y ¡pum! Lo hackeaste, no requería la habilidad ni la creatividad que este tipo de operaciones necesitan, y aunque había otros tipos de hackeos en secciones específicas del juego, estos eran puzles fáciles de resolver, y no llevaban mucho tiempo que se dijeran, además de que usan el mismo tipo de “hackeo” en casi todos los juegos de Ubisoft, solo que con diferentes consecuencias y aspectos.

Los tiros, conducción, sistema de sigilo, parkour, ya están en otros juegos, lo único que Ubisoft hizo fue mezclarlos de mala manera, utilizando el típico sistema de disparos de toda la vida, una conducción extremadamente irritante, un sistema de sigilo de Splinter Cell, parkour de Assassin´s Creed, y todo esto junto mas una que otra adición innecesaria, como lo son las invasiones o el sistema de niveles, si Ubisoft se hubiese preocupado por hacer algo original, hubieran empezado desde cero, pero no, lo que tenemos es un tutifruti jugable.

Para terminar esta la trama… que se basa en estereotipos, situaciones y personajes típicos de películas de Hollywood para gente cool, los personajes rudos y tatuados, un protagonista genial con una vida vacía, y etc. las ansias de Ubisoft por idealizar a los hackers es ridícula, en la vida real se comportan de maneras mas sobrias, no van por la vida con armas y manejando a toda velocidad, pero Ubisoft insiste que sí, porque los hackers son cool verdad? Son rudos y viven una vida de acción, escapando de la policía en autos robado y armados hasta los dientes cierto?… pues no, si tu conoces a un hacker o tu mismo eres uno, dudo mucho que tengas un arsenal de armas esperando a que maten a tu familia, pero a Ubisoft le da igual, porque o si no, no podrían vender este juego con la idea de es para gente cool.

Lo triste de este juego no es que prometieron el cielo y la tierra, no es que haya quedado en un estanque de mierda junto a otras obras olvidadas, no es que haya intentado ser algo que no podía, no es que por culpa de que sus errores técnicos destrozaran toda idea de que el equipo de desarrolladores estaba interesado en entregar algo de calidad, no… lo  realmente triste de todo esto es: hay una puta secuela.

 

Comentarios

comentarios

Cocinero softófilo

YouTube

Newsletter