El director de desarrollo de la consola de Microsoft habla de la importancia de ofrecer descargas y actualizaciones más compactas.

Los hábitos cambian de generación en generación, y una de las cosas a las que nos hemos acostumbrado estos años, y que seguramente no echemos en falta si desapareciera, es el gran tamaño de los juegos y sus tiempos de descarga. La espera antes de comenzar la aventura, en especial con algunos juegos que ocupan hasta 100 GB. Y es por ello que una de las prioridades de Microsoft con su Xbox Series X es reducir lo que ocupan los juegos, para ahorrar tiempo y espacio a los jugadores.

El director de desarrollo de Xbox Series X, Jason Ronald, ha ofrecido una extensa entrevista a Eurogamer donde ha comentado que reducir el peso de los juegos «es una de nuestras prioridades», para disminuir el tiempo de descarga, y también el espacio que ocupan en disco:

«Es algo que tratamos muy de cerca con todas las empresas de middleware de la industria, así como con los desarrolladores, y entonces les ofrecemos toda una gama de herramientas que les ayuden a reducir el tamaño de esos juegos, no solo para minimizar la cantidad de contenido que tengas que descargar, sino también el tamaño en general en el propio disco».

No solo es importante ofrecer tamaños más compactos, sino también que esta compresión no limite a los creadores a la hora de hacer sus juegos: «Supone un verdadero desafío. Es algo en lo que trabajamos muy duro. Pero no existe un simple botón que haga que todas las cosas sean más pequeñas por arte de magia. Lo que no queremos hacer es limitar estos increíbles mundos y universos que crean los desarrolladores. Solo necesitamos darles las herramientas para que puedan hacer los ajustes apropiados».

Estas no han sido las únicas declaraciones interesantes del ingeniero para el medio británico, quien también ha garantizado que Xbox Series X no tendrá cuellos de botella. Que los juegos ocupen menos es una buena noticia para todos, en especial con el rápido crecimiento del mercado digital en la última década.

Comentarios

comentarios